Inicio Destacados Entrevista a Annie Maya, asesora de moda

Entrevista a Annie Maya, asesora de moda

272
0

“Los cambios vienen de adentro,
no son impuestos en lo absoluto por un asesor»

Revista Lifestyle entrevistó en Londres a la asesora de imagen e influencer Annie Maya, justo antes de emprender su camino a Madrid, la ciudad en la que hará base a partir de enero y desde donde tiene planeado seguir extendiendo su profesión y servicios.

Detrás de los armarios hay historias, tantas historias como personas. Annie Maya lleva más de siete años “abriendo armarios desconocidos” de distintas partes del mundo e

investigando qué historias se esconden detrás de cada uno de ellos. Cómo? A través de talleres online personalizados en los que brinda ayuda para trabajar la imagen y lograr que ésta comunique al 100% el estilo personal de muchísimas mujeres de habla hispana.

Su recorrido empezó en el 2011 cuando estando en Ecuador decidió mudarse a Buenos Aires porque necesitaba un cambio. En ese primer año lejos de su país se formó en periodismo y moda, y se dio cuenta que lo que quería era trabajar a tiempo completo en moda.  Ahí fue que abrió su primer espacio Hablemos de Moda Ya!, el cual se convirtió en un portal que le permitió conectar con el mundo y empezar a ofrecer sus  servicios como asesora de imagen.

En el 2015 se mudó a Londres con su pareja y tuvo que reinventar su forma de trabajar. Así que transformó su blog en una oficina virtual para ofrecer sesiones de asesoramiento e imagen. Ahora llega un nuevo giro en su vida: Madrid, con un abanico de oportunidades, y la posibilidad de seguir llevando su marca de servicios a todas partes.

No nos atrevimos a abrir las puertas de su armario, pero sí de su momento actual. Pasen y vean con lo que nos encontramos!

Por qué las mujeres buscan una asesoría de imagen? 

Lo que más leo y escucho en la conversaciones es que no tienen tiempo para ellas. Tal vez porque trabajan demasiado, o se han llenado de muchas actividades a nivel familiar, o laboral, lo que no les permite enfocarse en ellas, entonces entran en una dinámica que yo digo “piloto automático de vestir”. La mayoría tiene registro de lo que les gusta, pero desde hace muchos años; entonces quizás no hay una actualización constante y ese termina siendo el problema principal.

Cómo abordás tu trabajo?

Para mí todo empieza desde adentro. Y siempre lo comparo con la relación que tenemos con la comida. Todos los días te tienes que levantar y pensar, “qué demonios me pongo!”. Como todos los días pensar, “qué demonios voy a comer!”. Y generalmente la decisión con el tema de la comida pasa por el tiempo y las emociones, y con la ropa pasa exactamente lo mismo. No tienes tiempo y pasas por el piloto automático de lo que te viene funcionando hace diez años, o si por ejemplo estás en una emoción negativa, terminas eligiendo un color oscuro.

Trabajás de una manera profunda y veo que analizás qué le está sucediendo a la persona  a nivel emocional. Sos como una psicóloga! Hacia adónde crees que se dirige tu profesión?

Si! (risas) Creo que un poco tiene que ver con mi rama de psicología. Leo y escucho mucho sobre coaching…Este tipo de casos no es como cuando viene una amiga y tu te sientes con la atribución de decirle un consejo desde tu parecer. Cuando viene una persona a contarte cosas tan fuertes, te tienes que proteger, de no caer en la subjetividad y segundo, de no dejarte llevar por esas emociones. Recopilo toda la información para ponerla sobre la mesa y darles una conclusión de lo que me están contando.

Una vez que descubrimos el problema hay que buscarle una alternativa y conjugarlo en el armario. Ahí viene toda la etapa de hacer una limpieza de armarios, probarte todo. Enfrenarte a una realidad. Hay mucho apego emocional con la ropa, siempre está la idea de que si nos desapegamos de una prenda, olvidamos a una persona, o nos estamos desprendiendo de una situación.

Qué es lo que mas disfrutás de la profesión?

Obviamente que lo más satisfactorio es cuando la persona te dice: “Annie, yo no me había dado cuenta de esto”. “O no puedo creer que deje pasar tanto tiempo hasta darme cuenta de tal situación”. La cara de una persona cuando vos le decís “éste es tu estilo” es impagable! Porque te dicen: “pero yo pensaba que no tenia estilo”.

Todas las mujeres adjudicamos el estilo a una persona que tiene buena adquisición eco nómica, que tiene acceso a marcas y q la tiene clarísima con qué vestir. Y no es ese el estilo. El estilo es un conjunto de características. Vos lo potencias o lo ocultas. A veces no lo conoces simplemente, pero está.

Es un proceso, ayudás a las mujeres a encontrar su estilo y a cambiarlo… 

Si, yo siempre digo que las ayudo a un cambio de hábitos, porque yo creo que en el estilo está implícita tu personalidad y no es un estilo fijo para toda la vida.

Y vos hacés lo mismo con vos misma?

Yo trato de aplicar lo que voy proponiendo. Con las redes sociales está la opción de que la gente vea tu detrás de cámaras, conozca mucho de tu día a día, por lo tanto no podés mantener un personaje alejado de lo que te pasa y eres.

Yo no estoy exenta de un día levantarme y decir “no tengo qué ponerme; no me gusta cómo me veo”.  A veces hay mucha situación hormonal con las mujeres, entonces yo sé que determinados días al mes me puedo sentir horrorosa pero con toda la experiencia y la información que tengo puedo reconocer: “Está hablando la voz hormonal hoy día! No escuches eso”. Como sucede con las voces externas. Tanto las internas como las externas hay que aprender a controlarlas en cómo te afectan, tratar de manejar mejor el impacto de las emociones.

Y hablando de emociones, contanos de tu cambio de país… 

Ahora nos estamos yendo a Madrid en pocos días. Tiene mucho que ver con que Londres es precioso para conocer y todo, pero es una ciudad de paso. Queríamos un lugar que fuera más “casa”.

Yo seguiré manteniendo mi servicio que es online pero ahora también estará la posibilidad de hacer cosas presenciales. Últimamente estoy enfocando también los servicios al branding personal, o sea no solamente de asesoramiento de imagen que te puedo dar como persona, sino como marca personal.

Y también me gustaría poder viajar una o dos veces por año a Buenos Aires que es un lugar donde tengo mucha audiencia y me gusta trabajar con gente de allá.

Web: https://www.anniemaya.com

Por María Emilia Marta

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here